Un Camino de estrellas

Me salto la presentación de la nueva imagen del Blog. Ya tocaba. Y paso a contaros lo que ha sido mi última experiencia positiva a petición de unos poc@s. Resumiendo, ya que no acostumbro a dar detalles, cosa que agradezco muchísimo a otros blogs que leo que así lo hagan... su trabajo tiene informar, detallar, etc. y otro much@s nos beneficiamos de ello.

Una fecha de comienzo, otra de fin (tiempo muy limitado), 151 kilómetros, una ruta señalizada, una meta y una mochila que aunque solo pesaba alrededor de 7.5 kg , aún sobraba la mitad. Nos dispusimos a realizar el tan bien conocido o al menos escuchado por todos, Camino de Santiago ( el francés).

Caminos diferentes (empedrados, asfaltados, salvando arroyos), paisajes ambiguos y grandes desniveles de terreno que se hacen más amenos porque la belleza del paisaje y el telón de fondo desvian tu atención, logrando sobre llevar y superar las muy probables decadencias físicas.


Cuando termina la etapa, tus fuerzas flaquean, sientes alcanzar la meta pero sin rozarla... Entonces te hospedas, te relajas, predominando un ambiente de paz y tranquilidad. Todo ello unido a la tolerancia, respeto y hospitalidad en cada uno de los sitios donde nos albergamos.

No había llegado a la meta y ya pensaba en volver... y así lo sigo pensando. Si antes, teniendo en cuenta lo visto y aprendido, estos consejos que quizás os puedan venir bien.
Es un buen lugar para ir solo/a. Es un viaje seguro, siempre estarás acompañado/a, a la vez que te brinda de muchos momentos de "soledad", ideales para reflexionar y "encontrarte" a ti mismo/a.
Piensa en tu mochila, con la mitad de lo seleccionado es suficiente, puedes lavar la ropa cada día o siempre que sea necesario evitando llevar tanto peso. Respecto al tan comentado botiquín, apunta esto: vaselina, aguja, hilo y betadine. Lo bonito y satisfactorio es ponerte a caminar sin saber donde vas a descansar y pasar el resto de tarde o noche. Ir sin tiempo y planificación supone un mayor disfrute de todo lo que pase a tu alrededor...


El Camino es largo y aún queda mucho por recorrer, pero tus fuerzas, tesón y valentía son fundamentales para disfrutar de él y no dejarlo caer.

5 comentarios:

manuel77 dijo...

Algún día lo haré, me atrae mucho hacerlo completo, desde el principio, pero necesito un mes entero. Y también hay que echarle ganas para hacerlo solo...

fenrique dijo...

Yo también lo tengo en mente, yo lo haría en bici (of course) pero aún no he decidido cuando. Seguramente sea en 2011, pero no sé aún... y también completo

Y la verdad, me atrae la idea de hacerlo solo

ya veremos!

Era dijo...

Animaros chicos!! es una muy grata experiencia. Pero cuál es para vosotros el principio¿? el principio del camino francés (en la Península), si se podría hacer en un mes, pero caminando, me temo que no.
Y no lo hice sola, pero conocí a mucha gente que iba sol@ y estaban encantad@s!
Si os animáis, os paso la lista.

Era dijo...

Perdón, se podría hacer en un mes si vas en bicicleta...

antohny dijo...

Pues la verdad nunca lo he llegado a pensar esa idea, pero debe de ser interesante, me aplicaré al cuento, Saludos.